fbpx

Pornografía: 10 cosas que no te muestran del sexo

Compartir en facebook
Comparte en Facebook
Compartir en twitter
Tuitealo
Compartir en whatsapp
Enviar a WhatsApp
Compartir en email
Correo
Compartir en email
Mitos del porno

Por muchas generaciones, se ha considerado a la pornografía como un medio de comunicación respecto a la educación sexual. La realidad trasciende a otra y es hora de deshacerse de los estereotipos generados por la misma sociedad.

A continuación se comentan diez situaciones que ocurren en la vida real al momento de tener relaciones sexuales que no te muestran detrás de las pantallas:

El vello corporal es natural
  • Vello corporal: Se ha hecho creer que el vello corporal es antihigiénico y de mal gusto, cuando en realidad el vello púbico cumple con el propósito de prevenir el desarrollo de bacterias. En la pornografía se refleja la imagen de las personas depiladas completamente, creando una ilusión de que así serán los encuentros sexuales que un hombre o mujer pueda tener.
  • Flatulencias vaginales: Son una parte del sexo más normal de lo que parece y le puede suceder a cualquier mujer. Se les otorga ese nombre por el sonido característico de una flatulencia del ano; al contrario, son inodoras. Ocurren por la acumulación de aire en la vagina durante el acto sexual, masturbación e incluso en estiramientos o ejercicio físico.
  • No siempre llegar al orgasmo: En la pornografía de la actualidad se ve más reflejado el hecho de que las mujeres siempre llegan al orgasmo, al igual que los varones. La realidad es que para conseguir un punto de excitación tan alto como el antes mencionado, se necesita más que solo la penetración.
La base para llegar a un orgasmo es la comunicación
  • Transpiración sexual: En ocasiones sucede cuando la pareja se encuentra en situaciones de estrés o ansiedad, y es el sudor que se produce por enfrentarse a demasiada tensión sexual. Lo menos que las corporaciones quieren que veas es una mala imagen de sus compañías… incluso en la salud mental.

La pornografía es plástica

  • Cultura de los preservativos: La sana convivencia sexual con el uso adecuado de los diversos anticonceptivos son clave para empezar a ser social e individualmente responsable de tu cuerpo. Es normal ver en los videos porno a los actores sin algún tipo de estos, así creando una consciencia inconsciente de que se siente mejor sin una protección, lo cual, con ayuda de la ignorancia eleva tasas de natalidad e incremento de personas con ETS.
  • Higiene personal: Las medidas que se tienen que tomar son realmente básicas; como principal, el aseo de genitales con solamente agua y jabón, evitar o tomar precauciones en lugares o personas en donde se puedan contraer enfermedades de transmisión sexual.
  • Disfunción eréctil: Cuando dos o más personas realizan el acto sexual, un factor clave en la mayoría de los casos es un pene erecto, tal cual se ve en todas las películas eróticas, sin importar la edad de los actores. Estadísticamente hablando, la D.E. va en aumento en jóvenes en un 15%, lo cual posiciona a esta incapacidad en algo recurrente en nuestro alrededor.
  • Apariencia de órganos sexuales: Penes, vaginas, cuerpos y pechos de diferentes tamaños y colores han existido siempre. Muchas personas se llevan la impresión de que no es como en la televisión o la web. La pornografía deslumbró tanto a su audiencia provocando quimeras que hasta hoy en día no se pueden desgarrar del todo en la sociedad.
  • Eyaculación precoz: La imagen del hombre acerca de “mientras más tiempo dura es que es mejor” está tan plantada en la mente de las personas, que pueden llegar a olvidar que es un problema tanto psicológico como físico, y debe ser tratado con un médico. Dejar de avergonzarte es el primer paso de la aceptación.
  • Responsabilidad afectiva: “La irremediable necesidad de repensar los modos en que nos relacionamos con un otro para querer y querernos mejor” (Fernanda Robles, 2020) Conocer a su pareja, usar métodos anticonceptivos, consultar al médico, realizar exámenes de rutina, entre otras, esas también son formas de expresar amor.

La pornografía es todo menos cruda. Llena de filtros y estereotipos que esta misma impuso, los cuales no encajan con la mayoría. Todos necesitamos una sexualidad informada y en definitiva este medio no es la manera correcta de educarse. Experimentar también es un compromiso que debe tomarse con gran responsabilidad.

La vida es mejor cuando el placer y el bienestar son aliados.

Sexualidad informada (https://sexualidadinformada.mx

Puedes encontrar más respecto a sexualidad aquí.

Compartir en facebook
Comparte en Facebook
Compartir en twitter
Tuitealo
Compartir en google
Google Plus
Compartir en email
Correo
Compartir en google
Compartir en email
[adrotate group="3"]